En la primera jornada de la Euroliga 2019 el TTT Riga de Letonia, que llegaba de la fase previa dando la campanada tras eliminar a Reyer Venezia, perdía su partido ante el Dynamo de Kursk como entraba en todas las previsiones pero lo que no se esperaba bajo ninguna circunstancia es que consiguiera estar en la lucha por el duelo hasta el último segundo y acabara perdiendo por solo un punto, 69-70. Ya se sabe que en un duelo puntual se pueden dar muchas circunstancias que pueden llevar a un resultado inesperado pero lo que quedó claro tras la disputa del segundo partido es que este equipo letón no es ningún convidado de piedra en esta Euroliga porque la semana pasada se plantó en Turquía y venció a domicilio al Hatay, 74-77.

Toda una demostración de intenciones y un aviso para Perfumerías Avenida que llega a Riga por primera vez en sus trece años en esta competición europea y lo hace calcando el balance de una derrota y una victoria en las dos primeras jornadas en las que las senacions fueron distintas. Frente a Hatay no encontró el punto defensivo hasta que fue demasiado tarde y lo acabó pagando pese a remar en busca del duelo y ante un rival como Fenerbahçe dio un paso al frente en lo defensivo y mejoró sus prestaciones ofensivas para acabar dando la campanada.  

Transmitió mejores sensaciones, como también lo hizo el pasado sábado en Vitoria ante Araski, pero ahora toca encontrar el camino para saldar una de las principales cuentas pendientes que tiene este equipo en los últimos años en Euroliga y que pasa por conseguir hacer partidos regulares durante los 40 minutos a domicilio.

¿Qué se va a encontrar Avenida? No hace falta haber visto a TTT Riga es suficiente para ser conscientes del nivel que el baloncesto femenino de Letonia ha conseguido en los últimos años -con su primera presencia mundialista en Tenerife-, para saberlo. Un equipo con envergadura y potencial físico, con verticalidad y descaro ofensivo y más duro atrás de lo que se pudiera esperar. Con el grueso del equipo nacional en sus filas, en Salamanca se conoce bien a dos de las jugadoras del TTT Riga porque formaron parte de Avenida en diferentes temporadas, la alero Gunta Basko y la pívot Kristine Vitola, que es su máxima reboteadora.

La base americana Sheylani Peddy, que promedia casi 17 puntos, asume muchos lanzamientos al aro, formando junto a Ivey Slaughter la pareja de foráneas perfectamente integradas en lo que les pide el técnico Martins Zibarts.

El encuentro, en el que Avenida necesita sacar su mejor versión colectiva, comenzará a las 19.00 (horario peninsular).

Teresa Sánchez
tribunasalamanca.com

foto: LOKOS X EL BALONCESTO FEMENINO