Con el «autoexigencia de mejorar» tras la derrota contra el Cadí, el Spar CITYLIFT Girona recibe el Gyor húngaro pendiente del estado físico de Hampton y con el objetivo de ser regular tanto en Liga como en Europa, siendo conscientes que no llegará ningún refuerzo

Larga, larguísima reunión entre Eric Surís y el director general del club, Xavi Fernández, tras el entrenamiento de esta mañana del Spar CITYLIFT Girona. No hizo falta que nadie explicara de qué habían hablado. La lesión de Bea Sánchez ha dejado la plantilla con sólo ocho profesionales abriendo la puerta al peligro que cuando llega un nuevo inconveniente -cansament para un viaje Europeo, problemas físicos como los que tiene ahora Keisha Hampton ...- el equipo lo acuse a partidos, como el que perdió el sábado en la Seo de Urgel contra el Cadí. El mensaje del club es claro: no habrá fichaje. Y, por tanto, le guste más o menos, Eric Surís sabe que esta noche contra el Gyor húngaro en la Eurocup (20.00) y los partidos que vayan viniendo los deberá afrontar con las únicas ayudas de las jóvenes de la cantera que cada día entrenan con el primer equipo. «Como equipo siempre intentamos afrontar la realidad como es y, por tanto, afrontaremos los partidos de la mejor manera posible con lo que tenemos porque esta es nuestra realidad», explicó ayer Eric Surís que espera poder contar hoy «algunos minutos» con Keisha Hampton.

El ala-pívot estadounidense sufre una contractura desde que el sábado, en el partido de la Sede, hizo un mal gesto cuando la pívot local Shereesa Richards le cayó encima. «Esperamos que se confirme que la lesión de la Keisha (Hampton) no es grave y que nos pueda ayudar algunos minutos aunque no ha entrenado ninguno de los dos días», dijo Surís, que, si Hampton no pudiera jugar, contaría con sólo dos jugadoras interiores (Nadia Colhado y Julia Resingerova) y hacia «cuatro» clara, aunque Surís ha sido adaptando Helena Oma a esta posición desde la lesión de Bea Sánchez. Jugar con las dos cinco a la vez (Colhado y Resingerova), con Oma y una de las dos y los posibles minutos de Keisha Hampton serán los argumentos interiores del Uni contra un Gyor que, precisamente, tiene su punto fuerte pro de cesta.

«El Gyor es un equipo fuerte físicamente con jugadoras interiores muy versátiles que hacen daño en la zona, empezando por el Arte (Spanou)», detallaba ayer Surís sobre un rival en el que destaca el ala-pívot griega que jugó dos temporadas en Uni (la segunda ya con el técnico gerundense en el banquillo). De momento, en la Eurocup el Gyor ha ganado en casa al Uniao Sportiva (78-67) y ha perdido en casa contra el Gernika (79-67).

Al juego interior, Artemis Spanou y Reshanda Gray destacaron mucho en los dos partidos: 14 puntos cada una con 13 rebotes para la norteamericana contra el Uniao; y 20 puntos de Spanou y 13 puntos / 10 de Gray en la derrota contra el Gernika. Dos buenas pivotes, una más hábil y la otra más fuerte dentro, que pondrán a prueba el mermado juego interior del Uni esta noche en un partido que puede permitir a las gerundenses terminar invictos la primera vuelta de la fase de grupos de la Eurocup. Una competición exigente, ayer el propio Surís decía que el Gernika se acaba de reforzar más con la griega Eleanna Christinaki, y, a juicio del técnico, no es fácil dar minutos a jóvenes como la junior Laia Moya (alternativa en el juego interior) o Aina Martín, Bagaria, Soler ... «Es muy complicado, alguna jugadora puede entrar en alguna rotación, pero tampoco podemos pensar que jugadoras que están entrenando muy bien y de las que estoy muy contento nos tienen que sacar ahora las castañas del fuego en Europa saltando desde Copa Cataluña o desde el junior ».

Marc Verdaguer
diaridegirona.cat
Google Translate (sin revisar)


foto: LOKOS X EL BALONCESTO FEMENINO