El 21 de marzo Fontajau acababa de vivir una noche memorable en la ida de la semifinal de la Eurocopa, una eliminatoria inédita para el baloncesto femenino del país.

Y en medio de la euforia colectiva, por haber vivido en primera persona la reacción del equipo contra el Lattes -uno perdió el primer partido de todo el curso en casa por 66-69 pero había tenido una desventaja de 18 en el marcador (39-57) -, se anunciaba por megafonía que Nadia Colhado (1,93 m, 1989) no volvería a jugar. La pívot de Marialva arrastraba desde enero una lesión de ligamentos en la muñeca derecha. La misma que había tenido en la otra mano en el verano de 2017, justo cuando había fichado por el Spar CITYLIFT. Mediada en abril, firmó la renovación y se convertía en la segunda jugadora a tener contrato para el curso próximo. Ahora, en pleno verano, la pívot titular del equipo de Eric Surís las dos últimas temporadas se desvincula del club, por motivos personales y de mutuo acuerdo con el Uni.

indiscutible

Colhado llegó a Fontajau con el galardón de MVP de la Liga Femenina bajo el brazo. Este último curso acreditó 11,3 puntos (48% en tiro), 6,8 rebotes y 13,7 de valoración en 22 minutos en la liga, y en Europa, 13,2 puntos (53%), 9 rebotes y 15, 3 de valoración en 27 minutos hasta la noche del 21 de marzo. Su primer año en Girona terminó con 12,4 puntos (53%), 8,5 rebotes y 15,6 de valoración en la competición FEB y 11,6 (48% de acierto), 8, 9 y 13 en la Eurocopa.

La lesión de Julia Reisingerova, la jugadora con quien compartía la rotación interior, de garantías y con un rendimiento muy superior al de Kristina Alminaite -la checa fue designada MVP de la liga que ganaba la Uni- en la final de copa, va obligar Colhado a un sobreesfuerzo físico y mental. El dolor con el que jugaba era insoportable y lo tuvo que hacer durante más minutos de los que le tocaban a lo largo de las tres semanas que la pívot fijada -que el curso que viene jugará en Valencia- estuvo ausente. El Uni fichó tras la haitiana Vionise Pierre-Louis (1,94 m, 1995), que jugó cinco partidos en el play-off (6 puntos, 4 rebotes y 9 de valoración en 15 minutos) y que ya ha fichado por Clarinos, de Tenerife, que debutará en la Liga Femenina.

"Ha sido una etapa muy provechosa; estamos muy satisfechos y orgullosos de que haya estado con nosotros todo este tiempo, pero decidimos que ella buscaría un nuevo club y que nosotros deberíamos buscar una nueva jugadora ", dice Pere Puig, el director deportivo del Uni Girona, en referencia a la desvinculación de la brasileña.

Y ahora qué?

La baja de Colhado es un contratiempo para el Spar CITYLIFT, que antes de San Juan cerró la plantilla con Tijana Ajdukovic (1,97 m, 1991). La serbia era la undécima ficha del equipo y tenía que cubrir la rotación de la brasileña dentro.

"En pleno julio nos obligará a entrar de nuevo en el mercado para reforzar el equipo. Nos entristece su marcha, pero a partir de aquí nos toca volver a trabajar para buscar esta jugadora interior que nos faltará ", explica el arquitecto de la plantilla gerundense, que una vez cerrada vuelve a la casilla previa, la de encontrar una pieza que complete un equipo que, Petrovic aparte, estaba diseñado para contar con diez unidades. La posibilidad de fichar el MVP de la Euroliga en 2018 no se podía dejar escapar, aunque no se sabe la fecha de incorporación del Cabecera serbia -titular ayer en el europeo, en la posición de cuatro- porque una vez termine el campeonato de Europa decidirá si pasa por la sala de operaciones y hace neto de unas molestias en la rodilla, que no son graves.

 

El mismo equipo cada semana

El adiós de Colhado abre la posibilidad de disponer del mismo equipo para todas las competiciones siempre que la pívot que llegue para sustituirla sea comunitaria. Los fichajes de Brittney Sykes y Adaora Elonu, posteriores a la renovación de Nadia, hacían que el equipo tuviera que dejar una de las dos nuevas extracomunitarias sin jugar la Euroliga. Porque es imprescindible disponer de cuatro interiores, dos de altas, en la máxima competición continental. Eric Surís tiene un perímetro con puntos para dar y vender, con Sykes, titular en la WNBA, como principal exponente. La pívot alta, pues, no será una jugadora con puntos en las manos, sino que se busca un perfil similar al de Ajdukovic, con experiencia en el primer nivel y suficiente capacidad física.

 

Borja Sánchez
lesportiudecatalunya.cat
Google Translate (sin revisar)
foto: LOKOS X EL BALONCESTO FEMENINO