La defensa y una gran Magali Mendy permiten al Spar CITYLIFT Girona ganar en la pista del Perfumerías y situarse líderes en solitario

 

El pasado mes de mayo, Magali Mendy hizo una llamada a Girona para dejar claro a la gente del Uni que quería volver. Había conseguido lo que había deseado desde pequeña: jugar en la Primera División francesa y, encima, en un equipo de Euroliga (Villeneuve). Pero allí, en su país, en Francia, Mendy no se acaba de sentir valorada y el escolta tenía ganas de volver a Fontajau, donde la temporada anterior había hecho un nombre en el baloncesto de élite después de años picante piedra en las divisiones inferiores francesas o en el baloncesto alemán. En Girona, lógicamente, dijeron sí y, en un inicio de temporada donde la mayoría de focos se han centrado en los fichajes de Sonja Petrovic y Brittney Sykes, Mendy ha demostrado que ella también es una jugadora impresionante. Jueves, contra el Sopron, el escolta francesa hizo el triple que sellaba la primera victoria del Uni en la Euroliga y ayer lideró el asalto del Spar CITYLIFT Girona al Würzburg de Salamanca (55-68) con 27 puntos y 7 triples.

Para valorar bien la victoria gerundense de ayer en la pista del Perfumerías Avenida se debe dejar un dato bien clara antes de empezar: las castellanas tienen una plantilla impresionante, igual o mejor que la que les permitió dominar el baloncesto estatal durante años . Jewell Lloyd y Tiffany Hayes son dos jugadoras muy importantes de la WNBA y, a su lado, Miguel Ángel Ortega cuenta con la eterna Silvia Domínguez, buenas jugadoras como Cazorla, Vitola y Samuelson y un montón de soldados para ir a las batallas que gustan al técnico del Hospitalet: Laura Gil, Hof, Ahkator ... y el Uni supo salir vivo de la batalla del Würzburg con, como ya había pasado jueves, Coulibaly haciéndose inmensa cerca de la canasta y todo lo grupo sobresaliendo en defensa para acabar haciendo enmudecer la afición castellana, que empieza a ver como el gran rival de los últimos años va camino de convertirse en su particular bestia negra.

Ortega puso la corpulento holandesa Emese Hof en el cinco inicial para subir el tono del cuerpo a cuerpo con Coulibaly y, con una Tiffany Hayes que parecía estar en todas partes, como queriendo recordar a Brittney Sykes que la líder de Atlanta Dreams era ella , el Perfumerías Avenida comenzó el partido dispuesto a dar un golpe sobre la mesa como saludo de bienvenida. Pero la eficiente respuesta gerundense vino a cargo de Magali Mendy, que anotó los primeros 11 puntos del Spar CITYLIFT. El talento de Hayes y Lloyd, en el caso de la segunda antes de que Ortega se harta de su poca aportación en defensa, y la tercera falta de Coulibaly oscurecieron el panorama del Uni en un segundo cuarto muy duro físicamente que las gerundenses lograron salvar con el 29-25 del descanso.

Mendy vio la cesta inmensa durante todo el partido, 7 de 11 en triples, pero la victoria gerundense no se explica tanto por el acierto de la francesa como por la defensa de libro del Uni. Un triple de Laia Palau ponía las gerundenses por delante en el marcador ante un Avenida que no encontraba la manera de anotar (31-32), y un rebote ofensivo de Coulibaly, que sacó literalmente de la zona Vitola, permitió a las Girona comenzar el último cuarto por delante en el marcador antes de que, ni un par de triples consecutivos de Vitola y Samuelson, pudieran evitar que el Uni rompiera definitivamente el partido. Ortega paró el partido con un tiempo muerto a cinco minutos del final, 45-55 tras una canasta de Coulibaly, pero poco después el séptimo triple de Magali Mendy sentenciaba el partido (47-60).

Una diferencia que ya no pudo enjugar ni la chispa final de Silvia Domínguez. La victoria y el liderazgo en solitario ya habían enfilado el camino de vuelta hacia Girona.

Marc Verdaguer
diaridegirona.cat
Google Translate (sin revisar)
foto: LOKOS X EL BALONCESTO FEMENINO (Alejandro López)