El Gernika Bizkaia ya está en marcha. Dos semanas de trabajo en la pista acumula la plantilla que busca nuevamente la permanencia en la Liga Femenina. Pero el trabajo en los despachos no cesa, no lo hizo en verano y ahora está en otros de los puntos de ebullición. Para conocer la actualidad del Gernika KESB en el ámbito económico, social y deportivo hablamos con el máximo dirigente de la entidad, Gerardo Candina.
Tras la reunión que semanalmente tienen los miembros de la Junta Directiva del Gernika KESB que preside Gerardo Candina hablamos con éste para conocer la actualidad del club desde cada uno de los ángulos que deben de sentar las bases de este proyecto. De inicio este verano ha sido un poco menos “movido” que el anterior porque conocer los ‘tempos’ de las diferentes acciones que supone un Liga Femenina facilitan mucho el trabajo. “Sin duda este verano todo ha sido algo más fácil porque teníamos la experiencia del año anterior”, explica Candina que añade que los objetivos de la Directiva han ido encaminados a tres aspectos: “Intentar ampliar el número de socios, trabajar para mejorar la instalación de Maloste y captar nuevos patrocinadores”.


COLABORACIÓN DEL CONSISTORIO Y AUMENTO DEL AFORO
Muchos esfuerzos de los anteriores se entrelazan. “Habrá una mejora de las instalaciones que nos va a llevar a aumentar la capacidad del aforo. Se va a contar con una grada nueva en uno de los fondos y hemos incluido algunos asientos en la grada antigua, para ello hemos trabajado con la administración a la que tenemos que agradecer su colaboración y magnífica disposición para acometer dichas mejoras”, apunta el Presidente del Gernika KESB.
Dicha grada va a suponer dar un mejor servicio a los socios y aficionados que el pasado año abarrotaron Maloste en cada encuentro como local. La previsión es que siga habiendo una buena respuesta y el aforo por tanto aumentará notablemente. “Es una grada que nos va a permitir sentar a unas 260-300 personas más. Los inputs que tenemos es que la gente está ilusionada, casi todos los socios han renovado, vamos a seguir trabajando los fines de semana en la calle para aumentar la masa social y los cierto es que las expectativas de seguimiento son optimistas”, comenta Candina que añade que “si conseguimos ilusionar deportivamente al equipo espero que esto se llene todos los sábados”.


DEPORTIVAMENTE, “A LA EXPECTATIVA”
Y precisamente, deportivamente la plantilla está cerrada con 9 fichas y Maite Mugira siendo la jugadora que completa el grupo aunque tenga ficha de Primera Nacional. Tras tres encuentros, todos con un desarrollo y resultados muy diferentes, el máximo dirigente de la entidad gernikarra señala que “es muy pronto para hacer balance porque tan sólo llevan dos semanas de trabajo, tenemos varias jugadoras nuevas que tienen que acostumbrarse al sistema de trabajo del club, de Mario... estamos en un momento muy verde aún”. Tal vez las primeras conclusiones se puedan extraer tras esta semana: “Vamos a ver cómo funciona el equipo este fin de semana en la Euskal Kopa. Estamos a la expectativa”.
Deportivamente, obviamente el primer equipo acapara muchas de las miradas pero no las únicas porque Gerardo Candina y toda la Junta Directiva miman mucho a su cantera de la que nos anuncia que mantiene la estructura del pasado ejercicio. “La estructura es la misma que la temporada pasada, la novedad del año pasado fue contar con un equipo de categoría Infantil, este año se mantiene y ya está trabajando. Tenemos un Cadete en Liga Vasca en el que tenemos bastantes ilusiones puestas, también es un buen conjunto el Júnior de Liga Vasca y mantenemos el equipo en Primera Nacional Femenina. El Senior Masculino, el Cadete de Especial…seremos 7 equipos en total y el nivel de los equipos de base es el mismo y esperamos que siga dando sus frutos”.


BUSCANDO MÁS APOYOS
Y todo lo anterior no se sostiene sino hay un apoyo económico. Mucho y bien ha trabajado en este aspecto esta Directiva que pretendía “captar nuevos patrocinadores dentro del sector privado para que se siga apostando por el baloncesto femenino en Gernika y lo hemos conseguido. Hemos logrado fidelizar a los que estaban, tenemos algunos patrocinios más -pese a que cuesta mucho porque el deporte femenino no es fácil de patrocinar-, pero aún necesitamos encontrar más apoyos para asentarnos en la elite”. Por todo ello el Presidente del Gernika KESB confía en que le salgan las cuentas: “Somos un club que no hace dispendios, ajustamos nuestro presupuesto y estamos con ilusión, tratando de mantener el equipo en la máxima categoría, que no deja de ser el objetivo fundamental”.

Gernika KESB