Magnífico resultado y vibrante el encuentro disfrutado en Maloste entre el Gernika Bizkaia y el CREF ¡Hola! con triunfo de las bizkainas en un encuentro en el que la pizarra de Mario López, con una  mixta sobre las jugadoras claves del equipo madrileño y la lucha a destajo  en el rebote, fueron claves. Claudia Pop fue una constante, Ross aportó verticalidad y control, Vanderwal excelsa en el trabajo defensivo y efectiva en el tiro exterior y Llorente le dio un  plus en todas  las  facetas  del juego, especialmente  rebote y defensa, entre estas 4 y cada una que entró en pista se firmó una importantísima victoria.


Prometía el inicio del Gernika Bizkaia. Triple de Vanderwal y gran juego  colectivo, buenas circulaciones y nuevo triple de Vanderwal para el  10-4. Quería postear  Pop pero no le llegaban balones, se atascó el conjunto gernikarra en tres ataques consecutivos y de ahí el  parcial de 0-8 del CREF y el tiempo muerto de López con 10-12 (min.5).

Ross entró en pista y demostró su verticalidad. Movió el banquillo Mario, y sin grandes alardes, pero sí mucha efectividad, logró cerrar el primer acto por delante el  equipo granate. El triple de Naiara Díez supuso el 22-18.

 

LA PRESIÓN DEL CREF INCOMODA

Debía reducir las pérdidas el Gernika Bizkaia y dar un giro en defensa. Logró lo segundo y eso permitió el 25-18. Butulija  estaba bien atada con Díez, ya no les llegaban balones interiores a Weaver ni a Leary y es que el banquillo gernikarra funcionó la  perfección, ellas fueron las encargadas del parcial del 13-0 y en consecuencia del 28-18 a los 13 minutos de juego. Se manejó bien el conjunto de la villa foral hasta que el equipo de Antonio Pernas presionó la subida del balón, saltaba al dos contra uno y volvió a forzar pérdidas locales en primera línea. A esos problemas en ataque hubo que sumarle poco después la serie de triples y tiros exteriores del CREF que permitieron el 35-34.

 

DEFENSA MIXTA PARA DESMONTAR A LAS RIVALES

Había que mejorar muchas cosas, especialmente la aportación de las interiores. Entre todas 6 puntos, 5 de ellos de Vega, y no se puede ganar  un choque de LF con esa suma. Claro que Vanderwal ayudaba con sus triples y Ross con sus penetraciones para compensar esas  dificultades (42-42, min. 25). Interpretó muy bien el contraataque y las superioridades el Gernika Bizkaia y cuando controlaba el rebote lo ejercitaba a la perfección, el problema es que se sufría en el rebote y no se podía correr siempre. Edwards aguantó bien a Weaver en este tramo y Leary se fue apagando. A los 28 minutos 48-44. Clave fue que en mixta se puso el Gernika Bizkaia con Vanderwal sobre Ygueravide, Clarks entró en partido y sumó y Llorente apuntó 2 más. Emoción máxima para el último acto, 54-50.

 

LLORENTE, OMNIPRESENTE

El Gernika Bizkaia insistió en la mixta y funcionó, ahora también con Butulija. Controló el rebote ofensivo y el defensivo y Vanderwal puso el resto con sus triples. Con todo, las rentas eran mínimas, 59-54 y 5 minutos por delante. Las visitantes probaban una  defensa  zonal pero resolvieron las gernikarras sin apuros. Triple de Llorente que estaba en cada guerra, en cada recuperación. Sintomático el balón perdido de Ygueravide en contraataque cuando se disponía a hacer una bandeja sola con 62-55. Seguido canastón de Ross para entrar a  los  dos  minutos finales con 64-57 y de ahí a la  línea de tiros  libres para  el  66-57. El partido estaba ganado.

 

Naia Fernández
Prensa Gernika Bizkaia