El relievo de Chelsea Gray para la Liga y la Euroliga es una alero estadounidense con pasaporte macedonio que destaca por su juego agresivo, buena anotadora y con capacidad para ayudar en el rebote

Recomponiendo la plantilla. El Spar CITYLIFT Girona salvó el "match ball" de Salamanca y, una vez clasificados para la Copa, el director deportivo de las gerundenses, Pere Puig, ha puesto en marcha la máquina para recomponer una plantilla con el objetivo de conseguir el que hace días que repite Miguel Ángel Ortega: «Ser competitivos en la Copa». El primer paso fue la llegada de Italee Lucas, una escolta para oxigenar Noemí Jordana en los partidos de Liga, y el segundo ayer con el fichaje de un nuevo referente exterior: Chrissy Givens. "No lo hemos fichado con la presión que haga lo mismo que hacía Chelsea Gray. Son dos jugadoras diferentes », explica Puig, que define Givens como« una jugadora muy potente físicamente, agresiva jugando, buena penetradora, con capacidad para ayudar al rebote y que se adapta muy bien a los gustos de nuestro entrenador (Ortega) ».
Y es que, con toda seguridad, Givens no llega al nivel de Chelsea Gray, una de las mejores jugadoras que ha pasado por Girona en estos años de Liga Femenina, pero la nueva ala del Uni es una jugadora con experiencia en el baloncesto europeo, potente físicamente y con capacidad anotadora. Chrissy Givens llega de una liga fuerte, Turquía, y también ha pasado por Bielorrusia, Grecia o Rumanía. En la liga turca, Givens fue cortada hace unas semanas por Botas, curiosamente el primer equipo que hizo una oferta Chelsea Gray antes de que aparecieran el dinero del Besiktas y la AGU Spor para terminar de convencer a la norteamericana que dejara Fontajau . Con Botas, Givens tenía unas estadísticas de 7.5 puntos, 4.2 rebotes y 2 asistencias por partido.


En los últimos años, Givens también ha jugado con la selección de Macedonia, tiene la nacionalidad de este país balcánico, con quien disputó la fase de clasificación para el último Eurobasket en la que, a pesar de las continuadas derrotas de su selección, hizo muy buenos números: 27 puntos y 8 rebotes de media por partido. La mejor actuación fue contra Bélgica de Anne Wauters cuando Givens se subió hasta los 28 puntos. La nueva jugadora del Uni no ha competido nunca en ningún equipo de la liga de Macedonia y, de hecho, su pasaporte llegó gracias a uno de estos «fichajes» extraños que determinadas federaciones hacen para intentar mejorar sus resultados deportivos . Un pasaporte que, sin embargo, servirá para que Chrissy Givens pueda jugar tanto en la Liga Femenina como en la Euroliga. Su caso es diferente del de Italee Lucas que, a pesar de tener un pasaporte Cotonou (Angola), sí que ocupa plaza de extracomunitaria en Europa y el Uni sólo la hace jugar en Liga Femenina 1.


Chrissy Givens será dada de alta para jugar en la Euroliga el 6 de enero en la pista del Wisla Cracovia, antes habrá debutado en Liga el día 3 en Madrid contra el CREF, en un movimiento que agotará los cambios que permite la competición. Así, Miguel Ángel Ortega terminará la competición europea con este equipo, todas menos Lucas, y con el peligro abierto que una nueva marcha o lesión no podría ser sustituida. El caso más peligroso es el de Coulibaly, con cláusula de salida hasta entrado en enero, que si se fuera dejaría el equipo bastante cojo. Al menos en Europa, porque en la Liga española el club podría fichar una pívot americana. En cuanto a las lesionadas, Artemis Spanou volverá a Girona el 15 de enero para encarar la recta fina de su recuperación mientras que Anna Carbó más atrasada.

Marc Verdaguer
diaridegirona.cat