¿Será hoy? Es factible. Una victoria separa a Perfumerías Avenida de su gran objetivo: El título de Liga. Tiene dos oportunidades pero quiere aprovechar la primera en Girona. Un partido que hay que saber jugar minuto a minuto porque cuentan los 40 y cuya llave, seguramente, estará en detalles y en que Avenida sea lo que hace tiempo ya es: Equipo.

Ocho meses. Partido cada miércoles y cada sábado durante la mayoría de ese tiempo. Un grupo de jugadoras de calidad a las órdenes de Miguel Ángel Ortega con la victoria como único objetivo válido cuando de competiciones domésticas se habla. Que un conjunto de jugadoras así gane un partido, incluso un título, es normal pero llegar a tener la posibilidad de conquistar tres en una misma temporada pasa por hacer de ese grupo un equipo.

Este Perfumerías Avenida hace tiempo que ya lo es. Lo hecho sobre la pista durante todo este tiempo permite que se haya ganado el crédito de todos y ahora está a una victoria de poder inscribir con mayúsculas el nombre de este equipo en la historia de este club y del baloncesto nacional. Con la Supercopa y la Copa ya en sus vitrinas, un triunfo le separa de la Liga y de lograr por primera vez el 'triplete' en una misma temporada. Tiene dos oportunidades después de ganar el primer partido de la final, pero la idea es intentar aprovechar la primera aunque haya que volver a hacer 'la machada' a domicilio.

A partir de las 21.00 horas poco debe importar lo hecho antes. Ni siquiera habrá que pensar en que ya se ha ganado a Uni Girona en los cuatro precedentes anteriores y tampoco cómo se hizo. Importan estos 40 minutos. Un título se gana minuto a minuto.

Y es que mucho se ha hablado de que los partidos entre Perfumerías Avenida y Girona se han decidido en los terceros cuartos y es verdad que ahí fue cuando el equipo salmantino pegó 'el estirón' en tres de ellos pero quizás importa más que las de Ortega fueron mejores en 10 de los 16 cuartos disputados en esos encuentros. Cuarto a cuarto, minuto a minuto.

Otro factor importante será el del rebote. Ahí hay que decir que Girona ha sido mejor en todos y cada uno de los encuentros, aunque la distancia se ha ido reduciendo. De hecho en el primer partido en el que ambos equipos se vieron las caras, Avenida capturó 19 rebotes por 30 de su rival. En la Copa la diferencia fue de 27 a 41 mientras que el pasado miércoles el rebote quedó en 35-36 para Avenida y este fue el partido de los cuatro que ganó por mayor diferencia. Rebote a rebote, minuto a minuto.

Pero sin duda lo que será fundamental es que Perfumerías Avenida pueda mantener su estilo basado en su intensidad defensiva, sobre la que se ha querido incidir mucho desde las filas rivales. ¿Hasta dónde permitirán defender a las azulonas? No deja de ser curioso que se señalara que el miércoles ambos equipos, con estilos tan distintos, recibieran las mismas faltas pero sólo hay que repasar todos los partidos en que ambos se han medido para comprobar que esa ha sido la tónica, quizás porque hacer o no hacer falta no depende tanto del estilo. Repasemos: En el primer partido de Liga entre ambos equipos, Avenida cometió 19 faltas e hizo 18. En el segundo partido de Liga fueron 15 las faltas cometidas y 15 las recibidas. En la Copa de la Reina, Avenida hizo 22 faltas y recibió 23. Piten lo que piten, minuto a minuto.

Avenida sabe que tendrá que lidiar con una defensa zonal que le puede crear problemas si no entran los tiros y también deberá buscar soluciones si el tiro exterior de Girona funciona cuando encuentra jugadoras liberadas porque la que sumará seguro, a la espera de ver cómo está físicamente, es Ikbewe. En Perfumerías Avenida están todas las jugadoras disponibles, preparadas para la batalla sabiendo que en el plantel hay líderes suficientes para tirar del carro en un momento crudo pero que debe ser el equipo el que, minuto a minuto, alcance la meta definitiva.

Teresa Sánchez
tribunasalamanca.com