Apenas fueron tres meses, pero dejaron huella en una y otra parte. María Asurmendi y Perfumerías Avenida vuelven a unir sus caminos. En esta ocasión desde el principio de temporada y en esta ocasión para, al menos, las dos próximas temporadas. La base navarra salió del equipo charro con un título de Liga bajo el brazo y regresa, tras una temporada fuera, al mismo campeón de Liga.
Dentro y fuera de la pista Asurmendi dejó un grato recuerdo en su primer breve periplo con la camiseta azulona. Pieza clave de la penúltima Liga, María vuelve a Salamanca tras un año en Gernika donde ha sido la "jefa" del juego del conjunto vasco, fundamental para llevar a su equipo a Copa de la Reina y playoffs. El retorno a un lugar que conoce y en el que se sintió tan a gusto como Avenida sirve para asentar firmemente la dirección del equipo charro, con la capitana Silvia Domínguez y la propia María y ambas, además, con dos años por delante de "comunión". Los recuerdos que la Marea Azul tienen de la jugadora de Pamplona hablan por sí solos: una base pura, capaz de controlar el tempo del partido, con carácter y letal desde la larga distancia cuando su muñeca entra en "ebullición".
31 años de edad y 1,67cm para una jugadora que ha demostrado este año un fantástico nivel en el norte. Más de 30 minutos de juego por partido con 8 puntos y 4,6 asistencias de media, la jugadora con más asistencias de toda la Liga Femenina. Unos números y desempeño que sirvieron para recibir, durante la campaña, la llamada de la Selección Nacional para disputar un encuentro del pre-Europeo. Después de un año fuera, Asurmendi volverá a Salamanca con hambre de títulos, como ya demostró la temporada anterior, completando junto a Silvia una de las mejores parejas de bases de la competición nacional

PERFUMERÍAS AVENIDA
foto: LOKOS X EL BALONCESTO FEMENINO