Salvo hecatombe mayúscula, el Quesos El Pastor seguirá un año más en Liga Femenina. A falta de tres jornadas para que el campeonato baje el telón, una victoria naranja o una derrota del Campus Promete en cualquiera de sus envites certificaría la permanencia del conjunto zamorano en la élite. Este mismo fin de semana, todo parece de cara para las mujeres de Eloy Doce, que visitan el viernes la pista de un Movistar Estudiantes que sigue con el casillero de victorias vacío. Si lo de Magariños saliera mal, las riojanas viajan a la cancha de Gernika, un rival muy complicado de batir y ante el que deberían salir airosas antes de derrotar también al IDK Gipuzkoa y al Perfumerías Avenida a la par que el Zamarat cede frente a Girona y Ferrol. Prácticamente un milagro.

La realidad es que el Quesos El Pastor está virtualmente salvado tras una recta final de campeonato muy positiva para los intereses naranjas. Hace dos meses, las zamoranas se encontraban empatadas a dos victorias con el Campus Promete en la penúltima posición después de perder los cuatro partidos consecutivos que disputaron en casa. Ahí se produjo el parón para la disputa de la Copa de la Reina y, desde entonces, el despegue de las naranjas. Estas son las claves de la reacción:

E Cuatro de siete desde la Copa Los cambios en el banquillo y en la plantilla del conjunto naranja dieron el resultado esperado y el equipo reaccionó a partir de mediados de enero. Tras el parón de la Copa de la Reina, el Quesos El Pastor ha ganado cuatro de los siete partidos que ha jugado y sería cuarto si solo se contabilizaran las jornadas disputadas desde entonces, por detrás de Avenida, Girona y M. Filter.

Manuel Herrera
laopiniondezamora.es