De Ferrol a Salamanca hay trazado un camino de ida –y ¡quién sabe! si de vuelta– que varias jugadoras han recorrido en los últimos años. La entidad ferrolana, con su trabajo discreto pero efectivo, ha crecido en la medida que lo han hecho baloncestistas como Cris Pedrals, Laura Quevedo, María Pérez Araújo, Bea Sánchez, Shacobia Barbee... Revalorizadas y con gran proyección, no es extraño que el gran coloso del baloncesto nacional, el Perfumerías Avenida, llamase a la puerta de las dos primeras.

Nuevos retos, nuevas ambiciones y el corazón partido ante la semifinal que los medirá a partir del sábado. Partido... o no tanto. “En mi caso lo tengo claro”, confiesa Cris Pedrals, “después de estar cuatro años en Ferrol y tres meses en Salamanca... ¡no hay color!”, bromea la base catalana, que el pasado diciembre aparcó momentáneamente su carrera profesional. Laura Quevedo, que empezó la temporada en el Avenida y la acabó en Al-Qázeres, será, probablemente, la única que salga ganando en esta eliminatoria, porque “tengo grandes amigas en los dos equipos, así que estaré contenta pase lo que pase”.

Pero en lo que ambas coinciden es en que su paso por Ferrol fue clave en sus carreras. “El Uni Ferrol es el sitio en el que mejor he estado y estaré, segurísimo”, insiste Pedrals. “Hay clubes que se olvidan de que tú crezcas como jugadora, pero allí te forman, quieren que mejores individualmente para aportar al equipo. Yo, como otras, llegué a Ferrol siendo muy joven y nadie en el baloncesto, pero con la confianza y el trabajo de Lino López y de Álex de la Vega puedes volverte una jugadora importante”, sentencia. Quevedo coincide plenamente en que la forma en la que el Uni cuida a sus jugadoras es clave en sus éxitos: “Eso que dicen de #familiauni es cierto. Te tratan superbién y solo tienes que centrarte en jugar”. “No te tratan como a un producto, como en otros sitios, sino que hacen del grupo una familia y lo vives de verdad. Trabajas, pero lo haces disfrutando”, remarca Cris Pedrals.

Laura Quevedo va más allá y recuerda que ese lema de “humildad y trabajo es lo que ha llevado al Uni a donde está. Y lo que es más importante, siguen trabajando con la misma filosofía que al principio”.

Éxito
Porque conocen el club desde dentro, a ninguna les sorprenden los éxitos del Star Center Uni Ferrol, porque “tal y como se trabaja, tenían que llegar en algún momento”, reconoce Pedrals. Quevedo piensa lo mismo, “el trabajo de Lino, su forma de preparar los partidos, la preparación física de Álex de la Vega... Cuando se hace todo con tanta constancia dentro y fuera de la pista el éxito tiene que llegar”. Y lo hace tanto para el equipo como para las jugadoras a nivel individual. Ellas son un buen ejemplo de ello. Su buen rendimiento en el Star Center les valió para dar el salto al propio Avenida. Ahora bien, eso era el pasado porque, ahora mismo, coinciden plenamente en que el Uni es más que un mero escaparate para su plantilla: “A cualquier jugadora le gustaría jugar en un grande y el Uni va camino de serlo”, apunta Laura Quevedo. “Todo el mundo quiere vivir este club, incluso bajándose el sueldo”, corrobora Pedrals.

Ahora, sus exequipos se verán las caras, un enfrentamiento desigual en cuanto a presupuesto, potencial e historia pero ante el que las dos jugadoras están de acuerdo en que “puede pasar de todo”. Quevedo, que el año pasado vivió esta semifinal en primera persona, sabe del “respeto” que se le tiene al Uni En Salamanca: “Ya le ganó esta temporada, así que...”


diariodeferrol.com