Trabajada victoria del Arxil en Azpeitia (72-79) en un partido en el que fue de menos a más para remontar en la segunda parte al Añares Rioja y zanjar la victoria en un último cuarto superior en el que brilló tanto en defensa como en ataque, anotando casi tantos puntos (28) como en toda la primera parte.

En el arranque del choque el Añares fue mejor. Las locales dominaron en los primeros 10 minutos llegando a anotar un parcial de inicio de 10-4 que el Arxil no permitió que fuera a más. En cuanto las lerezanas comenzaron a correr, lograron hacer un mayor daño al cuadro vasco, forzando errores en el tiro y pérdidas de balón. Pese a esto el dominio era local. (19-14).

El segundo cuarto empezó muy mal para las pontevedresas. El Arxil no conseguía anotar y el Añares supo castigar esto en el otro lado de la pista para conseguir una ventaja de 11 puntos (25-14) que obligó a Mayte Méndez a frenar el partido con un tiempo muerto.

Las lerezanas mejoraron algo tras la arenga de su entrenadora, pero de nuevo se encontraron con su versión mas desacertada en el lanzamiento, algo que no les ocurría a las de Azpeitia. Tras conseguir acercarse el Arxil y reducir la barrera psicológica de los 10 puntos, el Añares volvió a pegar otro arreón para poner su ventaja en 14 (38-24). Mayte Méndez se vio obligada a volver a pedir otro tiempo muerto antes de que el partido se volviese irremontable. Con el contragolpe casi como principal arma en ataque, el Arxil consiguió en los dos últimos minutos volver a acercarse un poco más y llevar el partido algo más abierto al descanso (40-32). La mejor noticia de este segundo cuarto fue la aparición de Ana Román en la pista tras semanas lesionada y sin apenas entrenar.

La segunda parte no pudo empezar mejor para las verdes. Un parcial de arranque 0-8, con falta técnica a su favor incluida, les permitió empatar (40-40) un encuentro que tenían muy complicado y que consiguieron reducir de golpe con catorce puntos seguidos entre dos cuartos sin que las de Azpeitia fuesen capaces de encestar.

A partir de ahí comienza un nuevo partido en el que ya sí, el Añares Rioja empieza a anotar, pero con un intercambio de canastas en los dos lados de la pista sin que ningún equipo consiga dominar al otro.

Con todo por decidir se llegó a un último cuarto que las de Mayte Méndez supieron jugar mejor. Con un baloncesto más serio desde el principio y provocando errores rivales, las verdes consiguieron una ventaja de 6 puntos a falta de cinco minutos para el final (57-63) que hizo que el técnico local tuviese que parar el partido para reordenar a las suyas en un momento delicado.

Pero el Arxil ya no era el de la primera mitad y apoyadas en una gran defensa (26 robos de balón en todo el partido) y la facilidad de captura en el rebote ofensivo las pontevedresas terminaron por sentenciar el partido prácticamente con un triple de Carla Fernández a falta de 3 minutos (61-68) que dejó todo bien dirigido para amarrar una victoria que fue bien merecida por su mejor baloncesto en los momentos decisivos. El Añares, no obstante, vendió cara la derrota y con un triple a falta de 50 segundos puso emoción a las jugadas finales para obligar a las pontevedresas a mantener la concentración hasta el último suspiro.

La arxilista María Lago fue la mejor jugadora del partido con 19 puntos, 6 rebotes y 4 asistencias para un 24 de valoración.

farodevigo.es