Ilusión, entrega y trabajo. Con estas tres máximas arranca este fin de semana el Cortegada la liga regular en una campaña que estará marcada por la incorporación de varias jugadoras júnior al primer equipo y los únicos fichajes de la brasileña Izabella Sangalli y de la británica Hannah Shaw. El objetivo con el que parte el Cortegada es mantenerse lo más arriba posible en la tabla, sin perder de vista la posibilidad de disputar, de nuevo, un play off de ascenso a la Liga Femenina 2, uno de los grandes sueños del equipo.

Al frente de este nuevo proyecto se encuentra, una vez más, Rubén Domínguez, un hombre que conoce perfectamente el club y que será el encargado de gestionar un vestuario sumamente joven pero con la experiencia que aportan nombres como Sara Gómez, el mejor producto de la cantera vilagarciana, Salomé García Segura o las dos nuevas incorporaciones. La británica es una pívot grande, móvil e inteligente que puede ayudar al Cortegada a ser mucho más competitivo, aunque tendrá la sombra alargada de Amy Syll que, durante muchos años fue el faro en el juego interior del club.

Por su parte, la brasileña conoce el baloncesto español tras haber pasado por Gijón y ha llegado al Cortegada tras disputar el Suramericano femenino, donde brilló a un gran nivel. Junto a Sara Gómez y Salomé, está llamada a ser una de las grandes referencias del equipo esta temporada

Una de las cuestiones positivas este año es que se ha mantenido gran parte de la estructura del equipo con respecto al pasado año, lo que permite construir sobre lo construido, algo que reconoce el propio técnico del Cortegada.

La gran incógnita para este año es el nivel que presentan el resto de rivales en la Liga Femenina 2. La mayor parte de los clubes se han reforzado de manera notable, por lo que se presume una competición muy igualada, en el que cada encuentro no va a resultar sencillo.

El primer rival con el que se topará el Cortegada será el Celta Zorka, escuadra a la que ya se midieron en la Copa Galicia en un encuentro intenso, como todos los derbis, que acabó decantándose del lado vigués, algo que las vilagarcianas esperan que no vuelva a ocurrir de nuevo. El equipo vigués aparenta ser uno de los grandes favoritos para la lucha por el play off de ascenso. El partido será en el pabellón de Fontecarmoa a partir de las 19.30 horas.

El primer desplazamiento será también contra otro equipo al que se midieron en la Copa Galicia, el Maristas de A Coruña, al que el Cortegada venció con autoridad.

A.G.
foto: Iñaki Abella
diariodearousa.com