Con ilusiones renovadas y un chute de tranquilidad presupuestaria. Así hizo ayer el Al-Qázeres la puesta de largo de su nuevo patrocinador principal, Alter Enersun, en el histórico enclave del Foro de los Balbos.

La firma de renovables con sede en Badajoz, cuyas condiciones son incluso más ventajosas que las ofrecidas por Nissan en campañas anteriores, luce ya en la nueva indumentaria de un equipo que afrontará su sexta campaña en Liga Femenina Endesa, quinta de forma consecutiva.

Para la ocasión, el club cacereño, con su presidente, Alfonso Sánchez, a la cabeza, estuvo acompañado por el alcalde de la ciudad, Luis Salaya, así como por el gerente de Alter Enersun, Raúl García. Precisamente, tal y como volvió a poner ayer de manifiesto el mandatario de la entidad verde y amarilla, el papel jugado por el Ayuntamiento de Cáceres ha sido clave para que tanto Al-Qázeres como la firma de renovables hayan podido establecer esta sinergia. «Todo esto sería impensable sin el apoyo de las instituciones. El deporte femenino, por desgracia, tiene dependencia de lo público, de las ayudas, pero sin el apoyo privado de personas altruistas sería inviable. Alter Enersun ha sido un auténtico salvavidas», explicó Sánchez.

El presidente, que habló de la gran predisposición del nuevo patrocinador desde la primera toma de contacto, no dejó pasar por alto la oportunidad de agradecer a Salaya su mano tendida para continuar con un proyecto en la élite «con las máximas garantías».

Por su parte, el regidor cacereño dio las gracias a la entidad deportiva «por ilusionarnos cada año», a la vez que mostró su satisfacción por el hecho de que el acuerdo entre las dos partes haya podido fructificar: «Me gusta ver el logo de Alter Enersun en la camiseta del Al-Qázeres porque me gusta ver que generamos proyectos autosuficientes. Tienen mucho en común porque se fundaron casi a la vez y desde Extremadura han sido capaces de proyectarse a nivel nacional», dijo Salaya en su alocución ante los medios de comunicación. El primer edil también habló de la importancia de una entidad enfocada a dar cobijo a aquellas niñas que quieren desarrollarse deportivamente.

Raúl García, como voz autorizada de Alter Enersun, agradeció la buena acogida por parte del club y habló de proyectos vinculados tanto a la ciudad como a su zona de influencia: «Con Cáceres nos une un proyecto solar muy importante que iniciaremos antes de que finalice el año con la producción de energía equivalente a 70.000 hogares. En esta temporada especial, queremos acompañar al equipo para que consiga sus objetivos».

En lo eminentemente deportivo, la plantilla del Al-Qázeres espera aún la llegada de la base turca Merve Aydin, quien ha tenido que retrasar su viaje a Cáceres por problemas burocráticos. Mientras, el técnico, Jacinto Carbajal, ya trabaja con el resto del plantel y con algunas de las jugadoras canteranas.

J. Cepeda
hoy.es