Lee la doble crónica del encuentro

 

 

PAR TI DA ZO

EL Lointek Gernika Bizkaia vence el Movistar Estudiantes en un partido antológico por 77-74 gracias a un triple de Marge Roundtree. En volandas por una marea granate de las grandes citas, las gernikarras ganaron y convencieron para llevarse más que una simple victoria más en la Liga Femenina Endesa

Primer asalto (18-19)

Quinto contra sexto. Ultima jornada antes de parón de selecciones. Dos conjuntos divertidos de ver con un juego muy alegre. Todos los ingredientes para un partidazo. Dicho y hecho. El inicio no defraudó. Mas que en ritmo ofensivo se notó en la intensidad, había mucho en juego y en un momento clave de la temporada. Le lesión del colegiado Jesús Marcos Martinez calmó un poco los ánimos. Al final el duelo fue dirigido por dos árbitros, como a la vieja usanza. Una anécdota. Knight a pesar de 34 años, enseñó de todo de lo que es capaz cada vez que pisa la cancha. La veteranía es un grado y lo aprovechó ante la inclusión por parte de Mario López de Paula Ginzo en el quinteto inicial. La réplica vino de la mano de una espectacular Nogaye Lo, anotando 8 puntos tan solo en el primer periodo. Se agotan los calificativos para la pívot mallorquina. Tuvo que parar el partido Alberto Ortego con el 16-11 en el marcador para que sus jugadoras aclarasen las ideas. Y tanto. 2-8 de parcial y el partido en un puño.

Cumpliendo las expectativas (33-31)

Ante los minutos de descanso de Leslie Knight, Alberto Ortego dio entrada a su baza ofensiva principal teniendo en cuenta la poca aportación de Nyingifa: Arica Carter. La escolta estadounidense entró en calor pronto, el ambiente ayudaba, con 9 puntos al descanso y anotando canastas de todos los colores. Una jugadora diferencial, 19 puntos. El Lointek Gernika Bizkaia buscaba más su juego interior con un Nadia Colhado recuperando poco a poco su nivel de pívot dominante en ataque y en defensa. De todas maneras, el partido seguía igualado. Ambos entrenadores habían señalado en la previa la importancia del rebote y sus jugadoras lo captaron a las mil maravillas. La zona era un campo de guerra. Sin tregua. Cada rechace valía oro porque permitía abrir las alas y correr a los conjuntos. Tiempo muerto de Mario López para incidir en este apartado. Tan solo Rosó Buch era vertical al aro creando ventajas cuando saltaba la ayuda, los tiros, sin embargo, no entraban en su totalidad. Un triple de una incansable e incombustible Knight apretó el marcador hasta el 33-31. Todo por decidir en un partidazo, que no defraudó.

Microondas (56-50)

El tercer periodo comenzó como terminó el segundo: Con Knight bailando en la zona. Igualó a apuesta Marge Roundtree dejando atrás los problemas de rodilla que arrastraba las últimas semanas que no le permitían rendir al %100. Olvidado. Otra que apareció fue Nyingifa tras una primera parte de partido para olvidar. Pero sin duda la que se hizo notar y sobre todo anotar fue Angie Bjorklund. La alero es de mecha corta y lo volvió a demostrar. Cual microondas, calienta rápido. 8 puntos para la estadounidense en un abrir y cerrar de ojos. El partido no tenía tregua y los entrenadores pedían tiempo muerto con cada parcial, por pequeño que fuese. Dos triples consecutivos de la mano de Bjorklund y Ivanovic colocaron el +9 para el Lointek Gernika Bizkaia, es decir, la máxima renta del partido. Un triple de Carter y una dolorosa canasta sobre la bocina del tiempo de posesión dieron vida al Movistar Estudiantes.

Bendita locura (77-74)

Último y definitivo cuarto y todo por decidir. Era un partidazo y el final no podía ser otro, digno de la batalla en Maloste entre el Lointek Gernika Bizkaia y Movistar Estudiantes. Roso Buch guio la nave gernikarra en un duelo estratosférico con Carter. Cada una explotaba sus virtudes hasta el limite metiendo canastas imposibles y levantando al público del asiento. Un triple de la escolta catalana puso el +8 en el luminoso, rápidamente contestado por Knight, que no daba su brazo a torcer. Sin tregua. Un triple antológico desde la esquina de Marge Roundtree desató la locura. La Marea Granate se hizo notar más que nunca. La sexta jugadora. Incondicional. A pesar de no llegar ni a la mitad de aforo, Maloste vibró como en las grandes noches. A partir de ahí el carrusel de tiros libres decantó la balanza para las locales. Victoria fundamental para las de Mario López por el cómo, cuándo y porqué. Por hacerlo a lo grande, cuando más se necesitaba vencer y porque se lo habían merecido. PAR TI DA ZO.

Gernika Kesb

 

 

OTRO GRANDE PASÁNDOLO MAL EN SU CASA

Las “women in black” de Movistar Estudiantes se van a ganar fama de malas invitadas. Otro grande, esta vez el Lointek Gernika, se vio obligado a sudar tinta para superar a las colegiales en su casa. Pese a que las vascas se llegaron a ir de 9 en el tercer cuarto, el encuentro no se decidió hasta los últimos seis segundos.

Balance de 6-4 para el Movistar Estu de Liga Femenina Endesa ahora que llega el parón por selecciones. Arica Carter (19 puntos), bien secundada por Knight y Nyingifa, lideraron a las colegiales en un choque vibrante en cancha del Lointek Gernika.

Las hoy “women in blue” que salieron de inicio en Maloste fueron Gretter, Espín, Nyingifa, Knight y Da Silva.

Pero, tras tres minutos y con 5-0 para Lointek Gernika, uno de los árbitros se hizo daño y mientras se le trataba, se paró el juego. Una vez reanudado, entre Knight y Da Silva dieron la vuelta al encuentro: 5-8.

El partido estaba igualado y bonito en este primer cuarto, con Carter enchufándose en los últimos minutos para el 18-19.

Carter seguía en fuego al inicio del segundo, aunque las locales no tardarían en recuperar el mando: 24-21 tras cuatro minutos. La propia Carter empataría dos minutos después, 26-26.

El partido era rápido, con posesiones cortas, sin ningún dominador claro. Sofía da Silva ponía el 29-28 que provocaba tiempo muerto, momento para que el DJ de Maloste demostrara ese eclecticismo musical que impera en las canchas vascas, para dar la oportunidad a este humilde cronista de hablar de su otra pasión: la crítica musical. Desde Spice Girls a la “Marcha Radetzky”, pasando por los locales Gatibu o la infantil “Maite Zaitut”.

Volviendo al balón naranja y blanco, ese momento aburrido donde nadie pone música, erraban dos buenos tiros las “women in blue”, mientras que Knight anotaba el triple difícil con la defensora encima, así son las chicas de Movistar Estudiantes, para irnos al descanso con corta ventaja del Lointek Gernika: 33-31.

Burani abría la segunda parte para el 33-33. Espín respondía a Roundtree con canasta a dos tiempos bajo el aro, 35-35.

Pero Lointek Gernika empezó a tomar el mando, logrando anotar con más fluidez y aprovechando precipitaciones colegiales: 41-35. Pero estas tías nunca se rinden: turno ahora para Atonye Nyingifa, cinco puntos seguidos para el 44-40.

Con 46-40 y 4:42 minutos para acabar el cuarto, tiempo muerto para dejar sonar a Bon Jovi. “Living in a prayer” pero con el mazo dando: salida de 0-4 para Movistar Estudiantes y devolvía el tiempo muerto el equipo local.

Subían líneas en defensa las del Ramiro, y Lointek Gernika perdía la fluidez del arranque del cuarto. Sin embargo, seguían llevando el mando: 51-47. Llegaron a tomar la máxima, de nueve 56-47, pero cuando más quema la bola es tiempo para Carter: 56-50 para acabar el tercer cuarto.

En el periodo decisivo, la hora de las valientes, sacó de nuevo la muñeca a pasear Arica Carter: 58-55 tras triplazo, 58-57 después de tiros libres.

Pero necesitaba compañía en anotación, porque Nogaye Lo tomaba protagonismo en las locales (62-57). Escuchó la petición Nyingifa (62-59).

Y cuando, tras un campo atrás no pitado, Rosó Buch anotaba de tres y parecía romper el partido; salieron al rescate y a la contra Leslie Knight y Meli Gretter: 67-64 en un pis pas, tiempo muerto local con 3:49 por jugarse.

“I will survive” por megafonía. Todo un lema para las estudiantiles: 69-68 tras canasta de Carter a 2:20. ¡Y el partido se volvió loco! Y con muchos tiempos muertos, para escuchar musicote (desde “Ikusi Mendizaleak” a “Thunderstruck”).

Nogaye Lo, tiros libres, solo mete uno: 71-68, 1:27 para acabar.

Fallaba Carter el triple, pero apareció Gretter de vaya usted a saber dónde para coger el rebote; falta a Knight y no perdonaba los tiros libres: 71-70, 1:04.

Roundtree desde el tiro libre, solo anota el segundo; 73-70, con 46 segundos decidimos jugar y no pedir tiempo. Falta a omnipresente Carter, y anota los dos tiros: 73-72.

Ellas sí piden tiempo, buena defensa, pero Roundtree anotó “de three” para casi sentenciar, quedando 12 segundos: 76-72.

CASI sentenciar, si está Arica Carter en pista: anota los dos tiros libres, 76-74; y tras tiempo muerto falta rápida quedando solo 6.66 segundos. Tiros libres de Bjorklund, que mete el primero, falla el segundo… coge Movistar Estudiantes el rebote pero no dejan ni hacer lanzamiento.

Y al final, 77-74, mientras el Doctor Deseo retumbaba por megafonía: “vamos a engañarnos y dime mi cielo que esto va a durar siempre…”. Pese a la derrota, cuarta en 10 partidos, Movistar Estudiantes ha firmado un impresionante arranque de temporada. Que siga así tras el corto parón por selecciones. Dime mi cielo que esto va a durar siempre.

ESTUDIANTES