Enorme Perfumerías Avenida, que remonta el partido e iguala la final para que se decida en Würzburg, 74-76


El baloncesto que Perfumerías Avenida y Valencia Basket o Valencia Basket y Perfumerías Avenida han ofrecido en cada uno de los duelos de esta temporada ha sido de los que hacen afición y de los que confirman que no sólo estamos ante dos de los mejores equipos de España sino de los mejores de Europa de los últimos años. Por talento, por entrega, por resistencia, por capacidad de reacción... De todo eso volvió a tener el duelo en la Fuente de San Luis.
Sólo siendo un equipo muy sólido se vuelve como regresó Valencia al partido en el primer duelo de Würzburg y sólo sintiéndose como un conjunto capaz de todo se puede volver como lo hizo Perfumerías Avenida en la Fuente de San Luis tras unos primeros trece o catorce minutos de choque en los que tuvo enfrente a un Valencia Basket arrollador al que le salió absolutamente todo, hasta lo inverosímil.

Tenía acierto en el tiro el equipo de Burgos pero es que también se trabajaba muy bien las segundas opcines cargando con acierto el rebote. Trahan Davis y Guich hacían mucho daño sin que la defensa de Avenida pudiera pararlas y tampoco en ataque las de Íñiguez se mostraban fluidas ante el colapso en la zona que surgía ante la movilidad defensiva taronja. Los puntos azulones llegaban gracias al trabajo inagotable de Silvia Domínguez buscando ese resquicio que le permitiera asistir para alguna canasta fácil. Paraba el partido Íñiguez con 17-8 porque Gulich seguía encontrando caminos fáciles a un aro que Valencia veía también grande desde su lanzamiento exterior.

Con un quintento con más 'toque' defensivo y, poco a poco, Avenida fue encontrando vías al aro y gracias a dos buenas acciones entre Cazorla y Alarie más los puntos de Milic sumó un 0-8 a favor que le acercaba, aunque Gulich volvía a pista y a hacer daño. De nuevo entre la pívot alemana y Trahan Davis, que arrancaba el segundo cuarto con un triple, abrían brecha en el marcador. Le salía todo a Valencia Basket hasta tal punto que incluso alguna jugadora como Ouviña dejaba escapar la sonrisa ante dos puntos inverosímiles para el 31-22.

Avenida seguía buscando soluciones y, agarrado como una lapa a un marcador que no dejaba irse más allá de los nueve puntos a favor de Valencia, las fue encontrando a medida que mantuvo su trabajo atrás y empezó a bajar el porcentaje de acierto de Valencia. Cerrando mejor el rebote, comenzaba a correr el equipo de Íñiguez que además encontraba la mejor versión de Lou Samuelson en el tramo final de ese segundo parcial. A 3'30" para el descanso anotaba un buen triple y acto seguido asistía a Hof para el 35-31. El equipo salmantino volvía a ponerse enfrente en el campo de batalla y tras el tiempo muerto de Burgos conseguía mantener la misma línea e incluso se ponía al frente tras dos nuevos puntos de la pequeña de las Samuelson, 35-37, en tres minutos de gran acierto.

Se entró en los últimos segundos de parcial con igualdad que rompía Silvia Domínguez con un triple desde ocho metros casi cuando la luz de canasta se encendía para indicar que era el momento de tomarse un respiro.

Y es que era una batalla sin cuartel que se recrudeció en la reanudación. Demasiado rigurosos los colegiados con Avenida que a los dos minutos ya estaba en bonus y después ya obligados a pitar a diestro y siniestro, fue un tercer parcial jugado a tirones en el que Avenida se mantenía con los puntos de Leo Rodríguez desde el tiro libre o en acción personal y en el que Valencia Basket encontraba la respuesta en Carrera o Romero. Toma y daca que hacia presagiar un final de infarto y más con el 56-56 con el que se encaraban los últimos diez minutos.

Tras triple de Silvia Domínguez buscaba desde el tiro libre Valencia sus primeros puntos (a esas alturas 8 había lanzado la escuadra salmantina por 20 la valenciana) y el intercambio se sostuvo durante nueve minutos más porque ni unas ni otras querían rendirse. Demasiados meses trabajando para este momento como para guardarse un ápice de fuerza. Aparecía Hayes, aparecía Casas, surgía Carrera y anotaba Milic para entrar en los últimos 29 segundos con d67-69 para Avenida con tres segundos de posesión. Convertía Lou Samuelson un triple estratosférico que podría dedicar a quienes en algún momento han dicho que se debía de dejar ver más en partidos grandes, y contestaba Carrera. El reloj no corría y las faltas se sucedía con 69-72 para Avenida y 11 segundos por jugar.

Iba al tiro libre Silvia Domínguez para poner el +4 primero y el +5 después. Se resistía Valencia que volvía a anotar y mandaba de nuevo a la personal a la capitana d eAvenida que allí no iba a fallar, 71-76, a tres del final, con un triple sobre bocina que ya no valió, 74-76.


VALENCIA BASKET (23+16+17+18): Cristina Ouviña (7), Rebeca Allen (10), Queralt Casas (13), Celeste Trahan Davis (10), Mari Gulich (14) -cinco inicial-, Anna Gómez (0), Leticia Romero (6=, L. Juskaite (0), Raquel Carrera (14).

PERFUMERÍAS AVENIDA (18+24+14+20): Silvia Domínguez (12), Tiffany Hayes (12), Katie Lou Samuelson (18), Karlie Samuelson (0), Emese Hof (8)-cinco inicial-, Leo Rodríguez (8), Maite Cazorla (2), Bella Alarie, Nina Milic (8), Andrea Vilaró (0).

Teresa Sánchez
tribunaslamanca.com