Las 'taronja' reaccionan al golpe sufrido en la previa de la Euroliga con un sensacional partido de equipo, con el que pasan por encima de su rival (77-48) en el estreno de la Liga

 

Las jugadoras de Valencia Basket demostraron desde el primer minuto de Liga Femenina Endesa que el intento fallido de jugar por primera vez la Euroliga en Schio (Italia) no ha minado la moral del grupo. Nada fue excusa, ni las bajas de Rebecca Allen y Queralt Casas, que vio el partido desde el banquillo por culpa de unas molestias en los lumbares, para que el equipo no arrollase en la primera jornada a IDK Euskotren. El tren de mercancías sobre la pista de la Fonteta fue el conjunto 'taronja', que encarriló el triunfo sin contemplaciones desde el arranque del partido. A la postre, la victoria se cerró con una diferencia de 29 puntos, 77-48.

Después del tributo a la afición del título de la Supercopa Endesa, conquistado hace ocho días en Tenerife frente a Perfumerías Avenida de Salamanca, el equipo se puso manos a la obra. Rubén Burgos apostó de inicio por un quinteto plenamente español bajo la dirección de Cristina Ouviña. Ángela Salvadores y Lorena Segura estuvieron en los flancos exteriores y Raquel Carrera y Laura Gil se repartieron los espacios en el juego interior.

Muy pronto la entrenadora de las visitantes, Aranzazu Muguruza, intentó frenar como pudo el vendaval con el primer tiempo muerto. El parcial inicial había sido de 6-0. A pesar de las dos canastas consecutivas de Madden, las pupilas de Rubén Burgos continuaron haciendo camino gracias a un extraordinario juego coral, en el que sobresalieron las conexiones entre Salvadores y Carrera, y entre esta y su compañera en el poste bajo, Gil.

El trabajo defensivo, el control de los rebotes en el aro propio y la valentía para penetrar volvió a disparar a las valencianas (16-4) en el ecuador del primer acto, que se cerró con una acción característica de Marie Gülich debajo del aro y un triple de Jana Raman como respuesta un triple 'in extremis' de Yurena Díaz.

Los papeles se invirtieron en el comienzo del segundo cuarto. Tras tres tiros libres anotados por Cornelius y un triple de María España y un parcial de 0-8, el entrenador 'taronja' se vio forzado a parar el reloj. Y la reacción posterior fue inmediata, comenzando con un triple de Leticia Romero como colofón de un ataque coordinado que liberó a la tiradora.

La aparición en la anotación de Ángela Salvadores, un fichaje que desprende sensaciones inmejorables, volvió a alargar la distancia en favor del equipo local. La número '7' defiende, corre y anota desde cualquier posición. Valencia BC cargó el juego en la zona y Gülich hizo estragos debajo de la canasta exhibiendo poderío físico y fundamentos técnicos por igual. El buen funcionamiento defensivo combinado con la fluidez ofensiva y el acierto minó poco a poco la moral de IDK Euskotren. La renta al descanso superaba los 20 puntos (43-21).

Con una magistral Ouviña marcando el tempo del partido, el tercer cuarto sirvió para acabar del todo con el rival. Leticia Romero vio el agujero en la zona del conjunto vasco y conectó de lujo con Gülich, que seguía a la suya para terminar siendo la máxima anotadora del partido con 16 puntos. Al final del tercer parcial Trahan-Davis se unió a la fiesta para acercar la distancia a los 30 puntos (61-33). Una brecha que se alcanzó nada más comenzar el último periodo. Madden y la croata Cvitkovic no eran suficiente para igualar, o intentarlo, a un equipo repleto de talento en líneas exteriores e interiores como Valencia Basket.

A falta de nueve minutos para el final, la joven Claudia Contell salió a pista entre los aplausos de la afición. Tal y como destacó su entrenador, Rubén Burgos, la descarada jugadora defendió y atacó con desparpajo y energía, a pesar de haber jugado con el equipo filial por la mañana. Precisamente, con una canasta de Contell, de 17 años, la ventaja llegó a los 33 puntos. Finalmente, sin apretar el acelerador, se quedó en 29. La Fonteta disfrutó viendo la respuesta de las suyas a la desilusión de no haberse podido clasificar para la EuroLeague y, sobre todo, con el primer título nacional ya en casa, la Supercopa. La renta deja a las valencianas como las primeras líderes de esta Liga F Endesa 21/22.

La próxima parada, sin descanso, será el miércoles frente a Girona Spar, uno de los adversarios más duros de la competición.

En los prolegómenos del partido, el equipo ofreció el éxito de la Supercopa Endesa, conquistada hace ocho días en Tenerife ante Perfumerías Avenida de Salamanca. Tras la presentación de las jugadoras, la imagen del título se elevó al techo del pabellón con la canción ‘We are the Champions’ para unirse al resto de títulos del club. En total, siete de la sección masculina, y dos del proyecto más joven de la sección femenina: esta Supercopa y la EuroCup del pasado mes de abril.

 

VALENCIA BASKET: Ouviña (3), Segura (2), Salvadores (14), Carrera (11) y Gil (7) -cinco inicial-. Gómez, Romero (9), Trahan-Davis (8), Gülich (16), Raman (3) y Contell (4) .

IDK EUSKOTREN: Cornelius (5), Madden (6), Díaz (11), Cvitkovic (10) y Brown (2) -cinco inicial-. Esnal, Soriano (4), España (6) y Harden (4).

Pascu Calabuig
foto: Calabuig
superdeporte.es