Tras ganar el Europeo sub-20, el técnico volverá a contar con algunas de las campeonas en un Valencia Basket que debutará en la Euroliga

 

La selección española sub-20 se proclamó campeona de Europa semanas atrás y lo hizo con cinco jugadoras con pasado o presente taronja y con Rubén Burgos en el banquillo. Un éxito con sello del Valencia Basket, donde el técnico volverá a contar con algunas de ellas esta temporada de estreno en Euroliga.

 

«Estoy muy satisfecho del trabajo que hizo todo el equipo durante el campeonato y en la final, pero también en toda la concentración. Hay que poner en valor que ningún club tenía tanta representación de jugadoras en el Europeo como el Valencia Basket. Además, también ha estado Garfella, que es valenciana y formada en L’Alqueria. Lamana y Buenavida estarán en dinámica de completar rosters, prácticamente entrenarán siempre con el primer equipo e intentaremos ayudarles a crecer. La planificación la teníamos clara vamos a tener mucha rotación con jugadoras de L’Alqueria y el Paterna, nos van a ayudar mucho en el día a día y también en los partidos».

No podrá contar esta temporada con Claudia Contell, una MVP del Europeo que se va cedida al Jairis. «Con Claudia Contell tenemos un plan diseñado para ella, una hoja de ruta específica. Está jugando al máximo nivel, pero hay que tomarse las cosas con calma y en Raquel Carrera tiene un buen espejo en el que mirarse al irse cedida también un año. En la plantilla tenemos a las cuatro exteriores de la selección con Cristina Ouviña, Leticia Romero, Ángela Salvadores y Queralt Casas y aunque podría jugar, tendría menos minutos y ahora podrá crecer más».

Sí podrá contar con Noa Morro, una de las sensaciones del Europeo e integrante del quinteto ideal. «La progresión de Noa fue espectacular, tuvo un gran rendimiento individual y ayudó mucho al colectivo, era su primera experiencia internacional, es sub-18 y estuvo con la sub-20, pero tiene un físico espectacular, ayuda mucho en defensa, en rebote y tiene también habilidad para sumar puntos».

Además, aunque no estaba con él en la sub-20, también estuvo atento al éxito de las chicas del sub-17, subcampeonas del mundo. «Jugadoras como Awa Fam se ven en pocas ocasiones. Tuve hilo directo con ella y con Inés Monteagudo al estar con ellas Roberto Hernández. Tienen un gran talento y están muy bien dirigidas».

Del mismo modo, se enorgullece del éxito de los chicos también en categorías sub-17 y sub-20. «Los chicos de la plata en el Mundial sub-17 son más jóvenes que los júniors de oro, pero recuerdan mucho a aquella generación. Tienen mucho talento, son jóvenes para estar ya en el primer equipo, pero muchos de ellos llegarán, aunque tengan que dar pasos intermedios en LEB Plata o EBA. Se ve el trabajo de formación que se hace en L’Alqueria y que a veces está en la sombra, con preparadores, gimnasio, entrenadores, pero también es verdad que no sería posible si no hubiera unas generaciones tan buenas. No siempre es posible, pero es un orgullo para el club que haya tanto talento en L'Alqueria».

 

Euroliga y fichajes

De cara a la próxima temporada, destaca que «estoy muy satisfecho de que el equipo vaya a debutar este año en la Euroliga, el club ha crecido mucho desde Liga 2 hasta la máxima competición internacional. Necesitábamos algunos retoques, ganar versatilidad ofensiva. Alba Torrens y Lauren Cox son capaces de abrir el campo y entienden el juego que queremos».

J. Valero
foto: Montesinos
superdeporte.es