La viguesa consiguió su primer título de la Copa de la Reina con mucho protagonismo


María Pérez Araújo (Vigo, 1997) acaba de levantar su primera Copa de la Reina de baloncesto con el Girona. La ala-pívot internacional, de solo 23 años, fue parte importante en la consecución del trofeo. Formada en el Celta tras iniciarse en el Seis do Nadal, confía en pelear por la liga y después estar entre las doce elegidas para el Europeo y los Juegos.

-¿Cómo vivió la final?
-Muy contenta, es mi primera Copa de la Reina, el equipo venía en un buen momento pero nos tocaba una semifinal muy difícil contra Salamanca, que venía de no perder en todo el año. Era un gran reto, estábamos preparadas y creo que el equipo jugó a un gran nivel esta copa.

-¿El partido clave fue el de semifinales ante el Salamanca?
-Creo que sí, porque cuando eres capaz de derrotar a Salamanca, que es el favorito, el equipo va con confianza a la final y convencido de que esto no se podía escapar.

-¿Cómo se vio en la final?
-Creo que estuve muy bien. En defensa, que era lo importante, estuvimos increíbles y yo, defensivamente, estuve muy bien y en ataque intenté ayudar lo máximo posible. Mis porcentajes de tiro fueron buenos y yo creo que mi balance es positivo.

-¿Está contenta con su papel en el Girona?
-Si. He sido capaz de hacer un hueco en este equipo entre tanto nombre, porque tengo a mi lado gente muy buena y con mucha experiencia, pero me he hecho un huequecito, tengo mis minutos y mi parte de responsabilidad estoy muy contenta.

-¿Qué se siente levantando la Copa de la Reina?
-Son muchas emociones. Está siendo una situación difícil para todo el mundo y también para nosotros. Es especial por ser un año tan difícil y diferente porque las gradas están vacías y no tienes gente con quien celebrarlo, que es lo que nos gusta, pero como deportistas es un momento muy bonito.

-Además, era su primera copa.
-De la Reina sí, de la liga española ya tenía la Supercopa.

-Entre selección y clubes ya tiene un buen palmarés.
-Para mi corta edad, la verdad que no me quejo.

-¿Se imaginaba algo así cuando comenzó a jugar al baloncesto?
-Para nada. Comencé en este deporte porque mi madre también había jugado al baloncesto y yo también, pero nunca me imaginaba haber llegado hasta aquí y menos con la edad que tengo. Soy muy joven y espero que queden muchas cosas por vivir.

-Comenzó en el Seis do Nadal y siguió en el Celta. ¿Qué recuerda de aquellos tiempos?
-Tengo un recuerdo muy bonito de toda mi etapa en Vigo. He crecido ahí, me he formado ahí y en donde más tiempo pasé fue en el Celta, porque en el Seis do Nadal era más niña. Tengo la suerte de haber crecido en una cantera que apuesta solo por el baloncesto femenino y yo creo que eso acaba ayudando. Todos mis recuerdos son muy buenos.

-¿Que aprendió en el Celta?
-Lo que más aprendí fue a ser polivalente. En categoría inferiores jugué de base, alero y ahora estoy jugando casi de ala-pívot y aquello me hace ahora ser una jugadora más completa y no ser solo un cuatro, sino poder defender a pequeñas, poder subir la pelota, tirar de fuera... Que de pequeña me hayan puesto en líneas exterior e incluso de base hizo que tenga muchos aspectos en los que pueda jugar.

-¿Se ve en plena madurez pese a su juventud?
-Me considero bastante madura para la edad que tengo, aunque me queda mucho por aprender y mejorar en todos los aspectos de mi vida. Una vez que te vas fuera de casa siendo tan joven, te hace aprender y madurar.

-¿Su madre le dio muchos consejos o le dejó volar sola?
-Siempre me ha dejado volar. Creo que cada uno tenemos que aprender de nuestros errores y que el camino de cada uno es de cada uno. Siempre tengo la opinión de alguien que sabe de baloncesto y que ha jugado.

-¿Se ve en los Juegos?
-Ojalá. El verano va a ser emocionante, hay un europeo y unos juegos olímpicos y sería muy bonito verse entre las doce elegidas. Yo daré todo lo que pueda de mí.

-Tres gallegas (Carrera, Ginzo y Araújo) en la órbita de la selección española, ¿es un buen momento para el baloncesto femenino gallego?
-Creo que sí. Que tres de nosotras podamos estar en la órbita de la selección y en equipos top de la liga es muy bueno, también para que se hable del baloncesto femenino gallego.

-¿Qué tal los estudios?
-Estoy estudiando Ciencia y Tecnología de los Alimentos a distancia por la UCAM. Lo intento llevar al día y en esta universidad nos ayudan a los deportistas poniendo los exámenes cuando acaba la temporada y te da facilidades. Me gustaría que cuando acabe mi carrera deportiva poder vincular lo que estoy estudiando con el deporte.

-¿Cómo ve al Celta?
-Lo están haciendo bien, jugando siempre fases de ascensos, ellos están ahí peleando y seguro que llegará su momento pronto.

 

X.R.C.
lavozdegalicia.es
foto b/n: LOKOS X EL BALONCESTO FEMENINO