Con tan solo cuatro victorias en esta campaña, el Cortegada viaja a Galdakao buscando un triunfo que le permita huir de los últimos puestos de la clasificación y alejar el fantasma de un posible descenso.

Sin embargo, el rival al que se va a medir a partir de las 19.00 horas no es precisamente sencillo, ya que ocupa la quinta plaza de la clasificación y es un serio candidato a clasificarse para el play off de ascenso. Las vascas llegaron a estar situadas en la segunda plaza de la tabla, tan solo superadas por el Movistar Estudiantes, pero se han encontrado con una racha de tres derrotas consecutivas que les ha pasado factura en forma de pérdida de puestos.

Las vascas cuentan con un equipo muy compensado, en el que varias jugadoras pueden tomar la responsabilidad de liderar el grupo hacia la victoria. Destaca la aportación que realizan jugadoras como Peyton Ferris (10, 8 puntos y 3,9 rebotes por partido), Laura Arroyo (10,4 puntos y 5,8 rebotes), la letona Marta Miscenko (11,3 puntos y 10,4 rebotes) y Alicia Villegas (11,6 puntos y 4,4 rebotes). El equipo que dirige José María Alcántara Mozas llega herido al partido por la mala racha de resultados que acumula y con la necesidad de obtener una victoria que no les aleje del objetivo con el que partieron al inicio de esta campaña, pelear por el play off de ascenso.

Esa ansiedad es la que pueden aprovechar las vilagarcianas para dar la sorpresa y romper su propia mala racha de cuatro derrotas consecutivas, que ha llevado a las de Rubén Domínguez a situarse en la antepenúltima posición de la tabla.

Alguna de estas jugadores fue clave en la derrota del Cortegada en la primera vuelta, cuando las vascas consiguieron superar al equipo de Rubén Domínguez en Fontecarmoa por un claro 58-73.

La escuadra vilagarciana ha tenido que hacer frente esta temporada a una gran cantidad de pequeñas lesiones que han afectado al rendimiento de las jugadoras. A ello se suman las dificultades para entrenar en Fontecarmoa debido a la humedad que se acumula en la pista. Pese a ello, Domínguez recibió esta semana una buena noticia, ya que la resonancia a la que se sometió a Patricia Vicente no detectó ninguna lesión de gravedad en su rodilla derecha, quedando la lesión en un esguince.

La situación de Vicente ha sido una constante durante toda la temporada, complicando no solo la disputa de los encuentros, sino también la celebración de los entrenamientos. Pese a ello, el Cortegada siempre ha tratado de sacar su gen competitivo, luchando hasta el final en la mayor parte de los encuentros.

farodevigo.es