Las tres extranjeras del Unicaja ya se encuentran en la ciudad antes del inicio de la Liga Femenina 2, previsto para el próximo domingo tras el retraso en la jornada 1

 

El retraso en una semana del inicio de la Liga Femenina 2, por mor de una decisión de la FEB para mejorar las condiciones y los protocolos anti Covid-19, le ha valido al Unicaja para incorporar a las tres jugadoras extranjeras que aún quedaban por ponerse a las órdenes de Lorena Aranda. Taja Cole, Ana Pocek y Nneka Ezeigbo ya están por Málaga y es previsible, si no hay ningún problema después de pasar los test, que puedan jugar en la primera jornada, que será ahora el próximo domingo en Paterna (12:00), después de que no se pudiera debutar ante el Claret, partido que se recuperará más adelante.

De esta manera, se completa una plantilla que ha estado trabajando con menos efectivos profesionales. Se han jugado un par de amistosos con el CAB Estepona, ambos con derrota, y el pasado sábado se derrotó 83-61 al CB La Salle de Melilla, que está en el mismo grupo que B de la Liga Femenina 2 que el equipo malagueño.

Taja Cole (1,73 metros 23 años), natural de Richmond (Virginia, EEUU), es una base que procede de la Universidad de Virginia Tech, con la que disputó en la última temporada la NCAA estadounidense, por lo que vivirá su primera experiencia profesional en Málaga. Ana Pocek es una pívot montenegrina que ya jugó varios meses en la temporada pasada con el cuadro malagueño y que dará empaque el juego interior, igual que la pívot estadounidense con pasaporte cotonú Nneka Ezeigbo. La jugadora, de 1.88 metros y 22 años, procede de la Universidad Robert Morris de EEUU, por lo que ésta será su primera experiencia profesional.

malagahoy.es