BAXI Ferrol debutó en la liga con una contundente victoria ante el Cortegada por un marcador de 94-29, en lo que supone la mayor diferencia de puntos en la historia del club.

El equipo de Lino López impuso un ritmo muy fuerte en defensa desde el principio, lo que le permitió robar muchos balones y empezar a marcar distancia con su rival, para terminar el primer cuarto con un tanteador de 21-9.
El encuentro siguió por los mismos derroteros en el segundo cuarto, costándole mucho al equipo visitante penetrar en la defensa local, lo que llevaba a que la diferencia entre ambas escuadras se fuera ampliando con el paso de los minutos, hasta llegar al descanso con un 44-15, que ya dejaba sentenciado el choque.
El conjunto departamental no quería bajar el ritmo y siguió insistiendo en la presión sobre el balón a toda la cancha y eso le daba muchas opciones de lanzamiento, ya que dominaba el rebote y salía con rapidez hacia la canasta rival, sin que sus adversarias fueran capaces de poder frenarlas. Por ello, la ventaja iba en aumento con el paso de los minutos, hasta acabar el tercer parcial con un 68-21.
Cinco puntos del Cortegada en el primer minuto parecía que por lo menos iban a luchar por el parcial del cuarto final, pero solo fue un espejismo, ya que las pupilas de Lino López seguían con un ritmo imposible de seguir por sus rivales y eso provocó que el equipo vilagarciano solo fuera capaz de anotar otros tres puntos hasta el remate del choque.
De esa forma, los puntos se sucedieron en su canasta, lo que llevó a que el encuentro terminase con un contundente triunfo por 94-29, que daba la primera victoria a la formación ferrolana. El lunes, el cuadro departamental volverá a jugar, en este caso, a las 18.30 horas, en Marín, ante el Celta Zorka, en la semifinal de la Copa Galicia.

UNIVERSITARIO DE FERROL